Salud

Cómo superar la glosofobia o miedo a hablar en público

Cómo superar la glosofobia o miedo a hablar en público
Es normal que hablar en público genere ansiedad, presión e incluso vergüenza.

Sin embargo, cuando esta situación provoca un pánico o pavor al punto tal que puede desencadenar mareos, náuseas, temblores o desmayos, se puede estar ante un caso de glosofobia. Aquí repasamos qué es este trastorno, cuáles son sus características y cómo se puede tratar.

¿Qué son las fobias?
Las fobias son un tipo de trastorno de ansiedad que se caracterizan por un temor fuerte e irracional hacia alguna situación, objeto o animal que no representa un peligro real.

Normalmente se desarrollan durante la niñez o la adolescencia y continúan durante toda la vida. Se estima que el 10% de la población mundial tiene una fobia, y que es la enfermedad de salud mental más común entre las mujeres, sin importar la edad.

Existen ciertas características que distinguen a una fobia:

Es excesiva, considerando la peligrosidad real de la situación.

Es irracional, ya que quien la padece no puede dar una explicación lógica a su temor.

Es incontrolable, ya que quien la padece no es capaz de manejar las reacciones que esa situación le provoca.

Es persistente, ya que se mantiene a lo largo del tiempo.

La Asociación Estadounidense de Psiquiatría diferencia tres grupos de fobias:

Específicas: cuando el miedo es hacia un desencadenante puntual.

Social: cuando el miedo es hacia la humillación o a ser juzgado públicamente.

Agorafobia: cuando las personas sienten pánico o se ven vulnerables tanto en espacios abiertos como cerrados.

A su vez, existen muchos tipos de fobias, algunas más comunes, como:

Claustrofobia: miedo a las consecuencias negativas que pueden causar los espacios limitados o reducidos, como túneles, trasportes públicos o ascensores.

Acrofobia: miedo a las alturas, por ejemplo, al asomarse por un balcón. Incluso se puede sentir repulsión al ver escenas de paracaidismo, tirolesa o parapente.

Aerofobia: miedo a volar.

Aracnofobia: miedo a las arañas. Incluso se puede evitar los sitios donde se cree que pueden encontrarse.

Compartir