Seguinos

Salud

El detalle de la vacuna de Sinopharm que se aprobó en la Argentina para menores de entre 3 y 11 años

El detalle de la vacuna de Sinopharm que se aprobó en la Argentina para menores de entre 3 y 11 años
Es la única aprobada -aún bajo condición de emergencia- para ese rango etario en menores de acuerdo a la evidencia de los ensayos clínicos realizados en Emiratos Árabes y Barhein. Cómo es el inoculante

Luego del anuncio -y tal como lo anticipara Infobae- la ministra de Salud de la Nación informó que desde hoy se comenzará a inmunizar a los niños de entre 3 y 11 años con la vacuna de origen chino Sinopharm. La funcionaria no dudó en aseverar que se trata de “una las más seguras del mundo”.

La razón de la contundente frase puede encontrarse en que la plataforma con la que está diseñada el inoculante de origen chino es la más tradicional de todas las opciones contra el COVID-19 que ya se inoculan en el mundo.

Esta formulación ya fue aplicada a más de 500 millones de niños y adolescentes en China, brindando un beneficio individual, pero fundamentalmente social porque las inoculaciones en menores impactan directamente en la disminución de la transmisión, ya que ayudan a alcanzar la tan deseada inmunidad de rebaño.

En relación a su seguridad y eficacia en niños y adolescentes, fue estudiada el año pasado en voluntarios adultos que residían en China, Emiratos Árabes Unidos, Argentina, Baréin, Egipto, Marruecos, Pakistán y Perú, y se demostró que daba protección para reducir el riesgo de complicaciones y muerte si las personas quedaban expuestas a la infección por el coronavirus.

Además, tras las tres fases de los ensayos clínicos, se comprobó que se trataba de una vacuna segura. En mayo pasado, recibió el aval de la Organización Mundial de la Salud. Ahora, recientemente se conocieron los resultados de la aplicación de la vacuna de Sinopharm en esta franja etaria y los científicos que hicieron el estudio afirman que “es segura y bien tolerada en todos los niveles de dosis probados en las niñas, los niños y los adolescentes de 3 a 17 años”.

El disparador para este anuncio fue que la aprobación de parte de la reguladora local ANMAT para el uso de Sinopharm en chicos de entre 3 y 11 años. Argentina cuenta a con casi 10 millones de dosis de Sinopharm y se estarán recibiendo entre el 4 y 11 de octubre más dosis. Por lo menos 2 millones llegarán para fines de octubre.

“Para esto es que guardamos las vacunas”, argumentó Vizzotti durante la conferencia de prensa para dar cuenta del alcance de la estrategia sanitaria. Y agregó: “Argentina termina 2021 con toda su población de más de 3 años cubierta y protegida. Contamos con el stock para completar esa vacunación y completar esos esquemas”.

Las otras dos vacunas aprobadas para adolescentes son las vacunas de Pfizer y Moderna. Sobre ambas, esta semana se informó que el Gobierno Nacional comprará 20 millones de cada una para reforzar el plan nacional de vacunas en menores de 18 y en sus siguientes segmentos etarios. Con la llegada de estas vacunas y las de Sinopharm se alcanzará la cobertura de los “5 millones de adolescentes que tenemos en Argentina”, sumado la estimación de la población entre 3 y 11 años que está cerca de los 6 millones. precisó la ministra.

Hace pocos días se conocieron los resultados de un ensayo clínico realizado en China y publicado en la revista The Lancet. Entre las conclusiones, se comunicó que “la vacuna contra el COVID-19 de la empresa Sinopharm de China inactivada BBIBP-CorV es segura y fue bien tolerada en todos los niveles de dosis probados en participantes de 3 a 17 años”, escribieron los investigadores que la estudiaron. BBIBP es el nombre oficial de la vacuna de Sinopharm. También los científicos explicaron que la vacuna provocó respuestas humorales del sistema inmune robustas contra la infección después de dos dosis.

“Nuestros hallazgos apoyan el uso de una dosis de 4 miligramos y un régimen de dos dosis en ensayos de Fase III en la población menor de 18 años para seguir comprobando su seguridad y eficacia de protección contra el COVID-19″, agregaron. El estudio se hizo con financiamiento de diferentes programas de instituciones de China.

Los resultados sobre el estudio de la vacuna inactivada de Sinopharm fueron publicados por la revista especializada The Lancet Infectious Diseases. La investigación fue liderada por ShengLi Xia, del Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades de China, en Henan, China.

Si bien la infección por el coronavirus suele causar síntomas más leves en niños y adolescentes, los científicos consideraron que ese grupo de la población puede igualmente adquirir el virus y contagiar a otras personas. Es decir, niños y adolescentes también juegan un papel clave en la transmisión del coronavirus. Para eso, hicieron el ensayo en Fase I y II y evaluaron la seguridad y la capacidad para inducir inmunidad -es decir, la inmunogenicidad- de la vacuna en participantes de 3 a 17 años.

Hicieron un ensayo aleatorio, doble ciego y controlado de fase I/II en el Centro de Control y Prevención de Enfermedades del Distrito de Liangyuan de la ciudad de Shangqiu, en Henan, China. En las fases I y II, los participantes sanos se estratificaron según la edad (3-5 años, 6-12 años o 13-17 años) y el grupo de dosis. Se excluyeron los individuos con antecedentes de infección por el coronavirus.

Para arribar a los resultados, entre el 14 de agosto y el 24 de septiembre del año pasado, se seleccionaron 445 participantes y 288 participantes elegibles fueron asignados aleatoriamente a la vacuna o al control en la Fase I. En la Fase II, se seleccionaron 810 participantes y 720 participantes elegibles fueron asignados aleatoriamente a la vacuna o al control.

“La vacuna de Sinopharm se desarrolló con una plataforma de virus inactivados. Esa plataforma de diseño de vacunas ya se usaba para otras enfermedades en niños y adolescentes. Son vacunas seguras”, comentó en agosto a Infobae la doctora Liliana Vázquez, que es miembro de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI) y médica infectóloga de la Clínica Maternidad Suizo Argentina y el Sanatorio Finochietto. “Por sus antecedentes y las evidencias, la vacuna Sinopharm podría dar beneficios en niños y adolescentes y son seguras, aunque tengan menor eficacia que otras que ya se aplican en la Argentina. Esperamos publicaciones de resultados que demuestren seguridad en la población pediátrica”, agregó.

La vacuna de Sinopharm tiene una eficacia del 78% después de las dos dosis. En junio pasado, la agencia regulatoria de China autorizó el uso de la vacuna Sinovac y la de Sinopharm para niños de 3 a 17 años. Ese país tiene una población de 1.400 millones de habitantes. Necesita vacunar a 1.120 millones de personas para llegar al objetivo del 80% este año. Será difícil lograrlo sin vacunar a muchos de sus 254 millones de niños menores de 14 años.

Compartir