Seguinos

El poder de compra cae en EEUU donde la inflación tiene su mayor alza en 13 años

Los precios siguen subiendo en Estados Unidos y registraron en junio su mayor incremento en 13 años, tanto mensual como interanual, una evolución que refuerza la preocupación sobre la duración de este empuje inflacionario que reduce el poder de compra de

Las miradas se dirigen más que nunca hacia la Reserva Federal (Fed, banco central): ¿sus responsables seguirán considerando que el alza de precios es temporal?

Según el Departamento de Trabajo, la inflación aumentó un 5,4% desde junio de 2020, y un 0,9% desde el mes pasado. Tasas mucho más altas de las pronosticadas, ya que los analistas esperaban que la inflación mensual se situara en un 0,5%, frente al 0,6% de mayo.

Algunos economistas aseguran que la subida de los precios se ralentizará en los próximos meses. Muchos incluso esperaban que el pico se hubiera alcanzado el mes pasado.

Al igual que en mayo, los precios de la gasolina y de los coches usados subieron con especial intensidad en junio, un 45,1% y un 45,2% respectivamente en un año.

El repunte de la demanda en Estados Unidos y las dificultades mundiales de aprovisionamiento empujan los precios hacia arriba desde hace varios meses.

En la primavera boreal de 2020, las primeras medidas de contención del coronavirus habían provocado el desplome de algunos precios. Pero ahora, por ejemplo, la demanda de coches usados se disparó con la llegada de la recuperación económica en Estados Unidos, ya que las empresas de alquiler de vehículos están reconstruyendo sus flotas tras la pandemia, pero también por la escasez de semiconductores que está frenando la producción de autos.

La inflación subyacente, que excluye los precios volátiles de los alimentos y la energía, fue del 4,5% interanual, su mayor subida desde noviembre de 1991, según el Departamento de Trabajo. El aumento mensual de la inflación subyacente fue de 0,9%, más que el 0,7% de mayo.

Compartir