Política

Presencialidad: el regreso de los trabajadores estatales y el cuidado retorno a las aulas

Presencialidad: el regreso de los trabajadores estatales y el cuidado retorno a las aulas
La vuelta a la presencialidad fue oficializada el 17 de agosto y comprende a todos los trabajadores de la Administración Pública Nacional del país, quienes en marzo del año pasado pasaron a trabajar en forma remota.

Con un esquema de presencialidad programada y alternada, los empleados y empleadas de la administración pública nacional volvieron desde ester miércoles a desarrollar sus tareas en forma presencial, en tanto en las escuelas de todo el país se intensificó el regreso a la presencialidad en las aulas, bajo un sistema de “retorno cuidado” y progresivo definido por cada distrito bajo parámetros acordados en el seno del Consejo Federal de Educación.

Ambos retornos a la presencialidad fueron decididos por las autoridades ante el avance del plan estratégico de vacunación contra el coronavirus y el descenso de la tasa de casos positivos de la enfermedad.

La vuelta a la presencialidad de los empleados públicos fue oficializada el 17 de agosto pasado por medio de la Resolución 91, de la secretaria de Gestión y Empleo Público de la Jefatura de Gabinete de Ministros, Ana Castellani, y comprende a todos los trabajadores de la Administración Pública Nacional del país, quienes en marzo del año pasado, al dictarse el aislamiento social, preventivo y obligatorio pasaron a trabajar en forma remota.

La medida se resolvió debido a que “se alcanzaron altas coberturas de vacunación con una dosis” y que “la evolución de la pandemia mostró un descenso de casos en la gran mayoría de las jurisdicciones”, por lo cual “resulta necesario brindar pautas reglamentarias para éste nuevo período de presencialidad programada”.

La norma dictada apunta al “retorno a la actividad laboral presencial los trabajadores que hubieren recibido al menos la primera dosis de cualquiera de las vacunas destinadas a generar inmunidad adquirida contra la Covid-19″, autorizadas en la Argentina, independientemente de la edad y la condición de riesgo, luego de 14 días posteriores a la inoculación”.

La medida establece además que la modalidad de prestación de trabajo deberá ser notificada fehacientemente por su superior jerárquico a cada agente por lo menos 72 horas hábiles antes de su efectivo cumplimiento.

Quedan exceptuados de la obligatoriedad del trabajo presencial sólo los empleados con inmunodeficiencias, categoría que comprende a los pacientes oncológicos, con HIV, y trasplantados, y a las personas gestantes.

Regreso a las aulas en todo el país

En tanto, las escuelas argentinas intensificaron también desde este miércoles el regreso a la presencialidad en las aulas según un sistema de “retorno cuidado” y progresivo, con burbujas, distanciamiento social, ventilación, uso de barbijo e higiene de manos junto al monitoreo constante de la situación epidemiológica del coronavirus en cada distrito.

El Consejo Federal de Educación aprobó una propuesta para regresar a la “presencialidad plena” en las escuelas desde este miércolesen forma progresiva de acuerdo con lo que disponga cada provincia, en un esquema con protocolos que incluye una distancia de 1,5 metros a 90 centímetros en las aulas, el uso obligatorio de barbijos y ventilación cruzada.

En los últimos días, el ministro de Educación, Nicolás Trotta, destacó que las “mejoras constantes de los indicadores sanitarios y epidemiológicos” permitieron “disminuir el distanciamiento para poder intensificar la presencialidad, siempre y cuando compensemos con otras medidas, como los testeos, el uso de tapabocas y el uso de medidores de dióxido de carbono para fiscalizar la circulación del aire”, mientras “el Estado Nacional acompaña con la inversión para poder adquirir esos aspectos y permitir esa intensidad”.

Según Trotta, “si la situación sanitaria se complejiza, se reducirá la presencialidad en los escenarios de mayor complejidad epidemiológica”.

En la provincia de Buenos Aires, la Dirección General de Escuelas y Educación confirmó que desde este miércoles entran en vigencia las nuevas medidas para ampliar la presencialidad en las clases y remarcó que cada semana se realizará un testeo muestral con un procedimiento no invasivo y de resultado inmediato para el que se requerirá el previo consentimiento informado de los adultos responsables de cada estudiante.

En Córdoba, la implementación progresiva de la presencialidad plena de las clases, tanto el ámbito público y privado, comenzó el 9 de agosto sólo en los establecimientos que por matrícula o espacio físico pueden garantizar la plena aplicación del protocolo de prevención del Covid-19.

En Mendoza, el Nivel Primario y la Educación Especial mantienen clases presenciales desde el 23 de agosto, considerando a cada grado cómo agrupamiento único, mientras el Nivel Secundario prevé su regreso total en septiembre, sin fecha concreta aún.

Chubut también implementó hace dos semanas el retorno a la presencialidad para el nivel inicial, siguió desde el lunes 30 para la primaria y se completará a partir del 6 de septiembre para los niveles secundario y superior.

Por su parte, Tierra del Fuego incrementará el nivel de presencialidad a partir del próximo lunes de manera “paulatina” y considerando la situación particular de cada establecimiento educativo, confirmaron a Télam fuentes oficiales del gobierno fueguino.

En Neuquén, la Resolución 627/21 del Consejo Provincial de Educación (CPE) determinó el regreso de los estudiantes a las clases presenciales plenas y cuidadas, en todos los niveles y modalidades del sistema educativo provincial desde el jueves 26 de agosto con el nivel inicial y el lunes 6 de septiembre, se sumará el nivel secundario.

Santa Cruz, que reinició las clases tras el receso invernal con presencialidad combinada en burbujas de 10 alumnos con una distancia de 2 metros y hace quince días redujo a 1,5 metros la distancia con 15 alumnos, analiza el acuerdo del Consejo Federal de Educación como “nuevas condiciones para la presencialidad plena que se implementarán progresivamente” en la jurisdicción.

En La Pampa, el Ministerio de Educación dispuso que el retorno a la presencialidad en las escuelas “será gradual y progresivo” y dispuso que “las definiciones serán consensuadas y acordadas en el marco de la Comisión Mixta de Salud y Seguridad en el Trabajo (Comisset)” conformada por los tres gremios docentes, autoridades educativas y el asesoramiento del Ministerio de Salud.

En Entre Ríos, el retorno a las clases presenciales comenzó ayer y se considera “una sola burbuja” a todo el curso, se mantienen los controles de ingreso y egreso, la ventilación cruzada y se recomienda el uso de barbijo.

En tanto, en Corrientes, la presencialidad en las escuelas se retomará desde mañana en forma progresiva, con alumnos y docentes de los tres últimos años de ambos niveles educativos, anunciaron hoy autoridades del Ministerio de Educación de la provincia.

Santiago del Estero volverá también el próximo lunes a la presencialidad escolar plena y, según la ministra de Educación, Mariela Nassif, será un “regreso progresivo en la medida que las instituciones, durante esta semana se vayan preparando” para cumplir con las nuevas modificaciones al protocolo existente”.

En Catamarca, la ministra de Educación, Andrea Centurión, se refirió a la presencialidad cuidada y señaló que “si bien en la provincia ya hay escuelas rurales aplicándola, esta se dará de manera progresiva en las escuelas del Valle Central”.

Compartir